67prgpsudafricatrofeoaltonberns

Y México se cubrió de gloria

 

LA PRIMERA VICTORIA MEXICANA EN FORMULA UNO

Pedro Rodríguez empezó la temporada 1967 con un contrato por una carrera con el equipo Cooper. El equipo que había llevado al campeonato mundial de pilotos a Jack Brabham en 1959 y 1960 ya no era propiedad de la familia que le dio nombre sino que había sido comprado por el Chipstead Motor Group, concesionarios de Maserati en Inglaterra, a fines de 1965. Esto provocó que John Cooper, quien se había quedado como manejador del equipo de Fórmula Uno, decidiera adoptar el motor Maserati para propulsar un nuevo chasis que había debutado en 1966 con la nueva fórmula de capacidad de tres litros de cilindrada máxima, abandonando a la fábrica Climax de Coventry cuyo motor había propulsado a la mayoría de los autos ingleses en la vieja fórmula de 1.5 litros. Todo 1966 Cooper-Maserati había usado el auto T81, su primer monocasco, propulsado por un V12 de doble árbol a la cabeza y con apertura de 60 grados que había sido originalmente diseñado para la temporada 1954 y con él Fangio logró su quinto campeonato con un Maserati 250F en 1957. El motor había sido agrandado a 2,989 c.c. y producía 360 caballos de fuerza a 9,500 r.p.m. La categoría tenía un peso mínimo de 500 kilos aunque era visible el exceso de peso del Cooper-Maserati al compararlo con autos como el Lotus.

El equipo tenía como piloto número uno al austríaco Jochen Rindt, quien había quedado tercero en el campeonato de 1966 aunque sin victorias y tenía ya dos años con Cooper. La única victoria se las dio John Surtees que había abandonado Ferrari a media temporada y ahora correría con Honda en 1967 pero había ganado el G.P. de México en el T81 para despedirse del equipo. Con un asiento vacante, Cooper pensó en Pedro quien había impresionado favorablemente a los dueños y manejadores de equipos en el G.P. de Francia en 1966 cuando substituyó a Jim Clark y estaba cuarto cuando se retiró por una rotura de una línea de aceite. El contrato era para correr en Sudáfrica como segundo piloto del equipo y si se obtenía un buen resultado Cooper podría extenderle el contrato a Pedro. El Gran Premio de Sudáfrica se llevaría a cabo el lunes 2 de enero por lo que algunos equipos viajaron desde la semana anterior y pasaron fin de año allá. Pedro dejó a la familia después de Navidad y de Nueva York se fue al extremo sur de África. La carrera iba a ser en la nueva pista de Kyalami, en las afueras de Johannesburgo y los equipos se alojaron en el Kyalami Ranch, un hotel con reserva cinegética. Las prácticas no oficiales fueron toda la semana anterior a la carrera y el jueves en la tarde se efectuó la primera sesión oficial que fue usada por los equipos para ajustar la carburación de los autos a la altitud local (1,500 metros sobre el nivel del mar).

67PRGPSudafricatrofeoAltonBerns

Había 18 autos presentes pero varios de ellos eran de pilotos locales. Los equipos oficiales eran: los campeones de Brabham con Jack Brabham, actual campeón mundial, y Denny Hulme en sendos Brabham-Repco BT20; los Lotus 43 propulsados con motor BRM H16 para Jim Clark y el nuevo recluta Graham Hill, quien regresaba al equipo después de siete años de ausencia; los Cooper Maserati T81 de Rindt y Pedro; los BRM P83 también con motor H16 para Jackie Stewart y Mike Spence; el Eagle Climax de Dan Gurney; y el Honda RA300 de John Surtees cuya potencia se había incrementado a 400 caballos de fuerza. Faltaban tanto Ferrari como McLaren pero estaban los equipos privados del sueco Jo Bonnier, un Cooper Maserati T81; de Rob Walker cuyo piloto era Jo Siffert en otro T81; de Bob Anderson en un viejo Brabham Climax de 2.7 litros; y Piers Courage en un Lotus 33 con motor BRM inscrito por Tim Parnell. Los lugares restantes eran ocupados por los africanos: el rodesiano John Love en un Cooper Climax con motor de 2.7 litros; los sudafricano Luki Botha y Dave Charlton en sendos Brabham Climax también de 2.7 litros; y el rodesiano Sam Tingle en un auto de fabricación local, LDS Climax de 2.7 litros de cilindrada.

El viernes en la tarde estaba tan caliente el día que muchos pilotos no salieron a practicar por problemas de vaporización de combustible. El mejor tiempo lo hizo Hulme en 1’28.9” para la vuelta al circuito de 4,094 metros y 9 curvas. Lo siguió el local Love 6 décimas arriba. Para el sábado la sesión de dos y media horas fue en un clima menos caluroso pero aún así solo cuatro pilotos pudieron bajar de 90 segundos. El mejor fue Jack Brabham con 1’ 28.3”, seguido de Clark con 1’29” exactos, Pedro una décima arriba del escocés y Surtees en 1’ 29.6”. Con este tiempo Pedro, en su debut como miembro oficial de un equipo se puso en cuarto sitio junto al mejor piloto de la era, Clark, y atrás de los dos Brabham oficiales. La tercera fila de la parrilla de 2×2 fue ocupada por Love, quien descansó su motor el sábado y Surtees. En la cuarta quedaron Rindt y Charlton, el austríaco a 1.1 segundos de su supuesto número dos, Pedro. Después saldrían Stewart y Anderson, Gurney y Bonnier, Spence y Tingle, Hill y Siffert, y Botha y Courage, éste con 1’ 33.8” en último sitio. El sábado los pilotos pasaron el fin de año juntos y el domingo fue aprovechado para algunos detalles finales en la preparación de los autos. A Pedro le fue ordenado dar una carrera sin arriesgar mucho y apoyar a Rindt en lo posible, aunque Pedro estaba adelante en la salida.

67PRGPSudu00E1fricaCarlocar

La carrera de 80 vueltas empezó al darse el banderazo a las 15.10 horas del lunes 2 de enero y de inmediato Hulme tomó la punta seguido por Brabham, Surtees, Rindt, Pedro y Clark. En la vuelta tres Brabham se trompeó y perdió un par de sitios a la vez que Stewart perdió el aceite de su motor y lo dejó regado en la pista lo que ocasionó un trompo a Rindt quien fue pasado por el mexicano y Clark. Hill le pegó a un borde en la vuelta 7 y se convirtió en el segundo retiro mientras Rindt repasaba a Clark cuyo auto se calentaba en demasía obligándolo a retirarse. Pedro presionaba a Brabham y éste a Surtees mientras Hulme se alejaba en la punta. Para la vuelta 18 Pedro pasó al campeón mundial pero una vuelta después se quedó sin la segunda velocidad y Brabham lo pasó seguido de Rindt. Para la vuelta 21 Brabham estaba adelante de Surtees y Rindt tardó otras tres vueltas en mandar al ex-campeón al cuarto sitio. Pedro seguía teniendo problemas y lo pasaron Love y Gurney en la 26 mientras él conservaba su auto para terminar la carrera. La mitad de la carrera se acercaba cuando Love pasó a Surtees en la 37, Gurney en la 38 y Rindt se retiró en la 39 con la máquina rota. Eso puso a Pedro sexto de nuevo, el cual se volvió quinto cuando Brabham paró en los fosos con problemas de encendido y dejó la pelea. Bonnier y Spence ya se habían retirado y Siffert se les unió en la 42 con su motor tronado y Gurney en la 45 al romper un brazo de la suspensión trasera, lo cual puso a Pedro cuarto. Como Surtees no se alejaba del mexicano, Pedro decidió atacar y para la vuelta 54 se apoderó del tercer sitio aunque casi un minuto atrás del líder y a más de veinte segundos del segundo sitio y se despegó de Surtees rápidamente. Courage y Tingle fueron los siguientes abandonos y faltando 21 vueltas Hulme entró a los fosos y sin parar indicó que necesitaba líquido de frenos, siguió su caminó y en la vuelta 60 paró67PRGPSudu00E1fricameta LAT por él perdiendo un par de vueltas. Love se apoderó del primer sitio con Pedro segundo a 24 segundos y Surtees tercero. Pedro intentó acortar distancias pero no lograba sacar más de unas décimas en cada vuelta y la suerte parecía favorecer al rodesiano pero en la vuelta 73 Love entró a los fosos a recargar gasolina pues el ritmo había sido demasiado duro y Pedro lo pasó fácilmente aunque el rodesiano alcanzó a salir segundo antes de Surtees. Love intentó disminuir el medio minuto de ventaja que le llevaba Pedro pero cuando cruzaron la meta tras 80 vueltas Pedro marcó 2 horas 5 minutos y 45.9 segundos, con 26.4 segundos de ventaja sobre Love y más de una vuelta de ventaja sobre Surtees. Hulme llegó cuarto con 78 vueltas, mismas que completó Anderson y Brabham cerró la cuenta de los puntos en sexto sitio con 76 vueltas.

En los fosos la gente de Cooper no creía la victoria de Pedro a un promedio de 156.255 k.p.h. y en cuanto Pedro paró fue felicitado y Cooper le dijo -Tienes contrato para todo el año. Pedro festejó y subió al podio con Love, cuya cara reflejaba todo el dolor de la derrota, y Surtees que sonreía cansado pero feliz. Los organizadores tenían una bandera mexicana pero no el himno nacional de México y no había forma de conseguirlo. Nadie esperaba la victoria del mexicano, ni el mismo Pedro pensaba que iba a ganar pues era su primera carrera con el equipo y su primera en Sudáfrica y en Kyalami. Los organizadores decidieron buscar cualquier disco que tuviera música en español o sonara vagamente latino y en lugar de las notas que preceden al ‘Mexicanos al grito de guerra……’ Pedro escuchó una canción popular, ‘Al Sur de la Frontera’ (South of the Border) pero nada le quitaría el sabor de la victoria ese día.

© SHRAC/CEJV 1998

Fotos cortesía de la Scudería Hermanos Rodríguez, A.C.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *